Mikel Landa no se dejó sorprender en las Lagunas de Neila, la decisiva última etapa de la Vuelta a Burgos, y se llevó la general con la superioridad que ha demostrado durante toda la carrera. El ganador de dos etapas (Castillo de Burgos y Picón Blanco) se defendió de los ataques del Quick Step de David de la Cruz y Enric Mas, que intentó sin éxito ponerle en problemas.

Supermán López llegando a la meta de NeilaLo único que no pudo el alavés fue conseguir el triplete de etapas, ya que el colombiano Miguel Ángel ‘Superman’ López remató el trabajo del Astana con un hachazo en el último kilómetro que le permitió entrar en solitario y demostrar que debe ser uno de los ciclistas a tener en cuenta en la montaña de la próxima Vuelta.

Como era de esperar, la carrera se decidió en la tradicional ascensión que ponía punto final a la carrera. La fuga de la jornada (Ben King, Alaphilippe, José Herrada, Warbasse, Sicard, Bisolti, Arroyo, Van Ginneken, Torres, Pello Bilbao, Anthony Perez, Sprengers y Geoghegan) perdió sus opciones cuando en las primeras rampas el Quick Step aceleró el ritmo, pensando en poner en jaque al líder. Lo intentó David de la Cruz, apoyado por su compañero Alaphilippe que venía de la escapada, pero no logró abrir hueco, aunque sí dejar a Landa sin compañeros. Continuar leyendo »

Clasificaciones »

Fotografías »